In Stock

Cubo Texturas

(1 valoración de cliente)

$119.60

Compare

Descripción

(Tela) 10cm*10cm.
Descripci?n f?sica
Cubo de tela de 10 cent?metros por lado, que forma un dado, en cuyas caras se encuentra una textura distinta: Malla amarilla, pana roja, mezclilla azul obscuro, toalla naranja, charol azul rey y nylon verde.
Rellenos con un perfecto balance de hule espuma y fibra delcron, los cubos did?cticos tienen un dulce cascabel en su interior que resuena como ning?n otro.
Adicionalmente el lado verde cuenta con un sonido de crepitaci?n (como bolsa de pl?stico).
Material Tela
Aportaciones para el desarrollo
(elaboradas por nuestros expertos)
Los juguetes did?cticos de texturas sirven sobretodo para estimular el tacto en los peque?os (o en los m?s grandes).
Tanto la piel como el cerebro tienen en com?n que se originan en la capa ectod?rmica del embri?n, es decir tienen el mismo origen embrionario, esto hace que compartan caracter?sticas pues su origen es el mismo. Por lo tanto, en cuanto a desarrollo embrionario, podr?amos decir que la piel es la parte superficial del cerebro.
Dej?moslo claro: Estimulando la piel, estimulamos el cerebro.
Los ni?os que son abrazados, que se les da contacto directo en la piel, que tienen tiernos masajes, desarrollan m?s sus capacidades cerebrales.
El masaje con diferentes texturas ayuda a despertar la conciencia de los beb?s tanto como a recuperar habilidades cerebrales perdidas (uso en terapias de recuperaci?n de embolias por ejemplo), cada que d? masaje con las texturas del cubo, ver? que los beb?s se emocionan y reaccionan ante ello, con lo que despiertan su conciencia y est?n dispuestos a recibir m?s; en contraparte, como han recibido m?s est?mulos, tienen que procesarlos y eso solo se puede lograr mediante el sue?o, por lo que acaban durmiendo m?s.
Como sabemos, la piel es el ?rgano m?s grande del cuerpo, pero adem?s, el peso de la piel del reci?n nacido es el 13% del total del peso de su cuerpo mientras que en un adulto es apenas el 3%; con lo que la importancia que demos al desarrollo de la piel de los peque?os ser? mucho mayor.
Es importante resaltar que el masaje de las diversas texturas de este cubo puede hacerse en cualquier parte del cuerpo, sin embargo se identifica a las palmas de las manos y de los pies como c?mulos de terminales nerviosas, tales como la espalda, las rodillas y la cabeza.
El masaje ideal es el que brindas con tus manos y alguna crema o aceite para beb?s sobre su piel. Sin embargo, el masaje con texturas favorece la estimulaci?n del sistema nervioso central al reconocer las diferencias en la textura de los objetos que frotes sobre su piel.
Los cubos sonajeros son, ante todo, un juguete did?ctico que ayudan a desarrollar la psicomotricidad gruesa (en lo que comprende la coordinaci?n segmentaria), la coordinaci?n ?culo motriz, la coordinaci?n ?culo manual, la coordinaci?n interhemisf?rica o bilateralidad del cerebro, adem?s de la estimulaci?n t?ctil.
Con este juguete did?ctico los ni?os son estimulados visualmente por los colores vivos de los dados, adicionalmente; al moverlos, tendr?n estimulaci?n auditiva con el suave y particular cascabeleo proveniente de su interior. ?sta combinaci?n ocasiona que los ni?os se interesen por los juguetes y se familiaricen con ellos.
Al ser juguetes atractivos, los ni?os los buscan y los toman con las manos, con lo que fortalecen la fuerza de prensi?n de sus manos, facilit?ndole el progresar en este sentido hasta alcanzar a sostener objetos lisos en su (s) mano (s) sin que se le caigan (por ejemplo la mamila o m?s adelante un vaso).
Una vez en sus manos, oir?n el cascabel, por lo que provocar? su curiosidad y ?nimos de probar una y otra vez lo que acaba de hacer, es decir, al mover el juguete oir?n el sonido, lo que provocar? que lo vuelvan a mover y as?. A esto le llamamos una conciencia de acci?n-reacci?n: si muevo el cubo, sonar? el cascabel.
?A los peque?os les encanta probar por ellos mismos las diferentes texturas del los cubos!
Estos simp?ticos juguetes educativos estimulan la coordinaci?n ?culo motriz, es decir que al ser atractivos y sonar, cuando movamos el dado, los nenes seguir?n el juguete con la mirada.
La coordinaci?n ?culo-motriz llevar? a los ni?os a hacer lo mismo (mover ellos el cubo con su mano), por lo que estimular? la coordinaci?n ?culomanual o coordinaci?n ojo mano, es decir, los ni?os mover?n un objeto con su mano y lo seguir?n con su mirada.
(Definici?n) Si bien la psicomotricidad gruesa es el movimiento que realiza el individuo con todo el cuerpo, al movimiento de un solo grupo de m?sculos se le denomina coordinaci?n segmentaria. Precisamente esta forma de mover los cubos es la que usar? un ni?o de 6 meses a 2 a?os (dependiendo sus oportunidades de desarrollo), hasta controlar el movimiento de sus manos promoviendo el control de la coordinaci?n segmentaria.
En el mismo tenor de la psicomotricidad gruesa, los cubos se pueden apilar, para lo cual los ni?os usan las dos manos, fortaleciendo ?sta ?rea de la psicomotricidad.
Por lo atractivo de los dados, los ni?os se estimulan a moverse buscando alcanzarlos, primero estir?ndose solamente para alcanzarlos, posteriormente reptando en el suelo o en la cama, luego levant?ndose, despu?s gateando y finalmente caminando para alcanzar a estos promotores del desarrollo psicomotriz.
Al jugar con los sonajeros, naturalmente los tomar?n con las dos manos; posteriormente llega el momento en que de una mano tomar? la sonaja con las dos manos y luego acabar? en la mano que originalmente estaba vac?a, es decir, que habr? pasado el sonajero de una mano a otra; a estas actividades descritas se les llama coordinaci?n psicomotriz interhemisf?rica o coordinaci?n bilateral.
Profundizando un poco al respecto cabe aclarar que los movimientos del lado derecho del cuerpo son controlados por la mitad izquierda del cerebro y viceversa, por lo que al pasar su juguete de una mano a la otra (si bien a los adultos nos puede parecer un movimiento muy simple) significa usar al mismo tiempo los dos hemisferios del cerebro y no solo eso sino coordinarlos entre s? para un solo objetivo, de manera pr?ctica, podemos citar que al desarrollar esta habilidad el infante podr? pasar cosas de una mano a otra sin tirarlas; esto, en la vida diaria, es un logro enorme.
El lado verde del cubo de texturas cuenta adem?s con un sonido especial, pues al apretarlo y acariciarlo, crepita. Normalmente retiramos toda bolsa del alcance de nuestros hijos, pero, ?es un sonido que les encanta! Con el cubo de texturas, podr?n divertirse de una manera segura.
Edad recomendada 0 meses a 4 a?os.
[link: ?Ver observaci?n a las edades marcadas de los juguetes?]
Apuntes sobre calidad
Por si fuera poco, estos simp?ticos juguetes did?cticos ayudan al medio ambiente, en vista de que el alma de los sonajeros est? formada con material reciclado.
Todos los productos Jesoso son lavables para evitar que guarden polvo o ?caros y las telas son escogidas por ser las m?s hipoalerg?nicas en el mercado, lo que convierte a estos juguetes de estimulaci?n temprana en los ideales para su beb?.
En resumen, los ni?os los pueden llevar a la boca, los pueden jalar morder, chupar y dem?s, con toda confianza y con total seguridad.
Las telas usadas para este producto son nuevas de f?brica y nada reciclado se ha utilizado para el dise?o exterior.
Procedencia M?xico
Videos de este producto
Juegos relacionados
[link a secci?n de juegos]

Productos de complemento o relacionados
Sonajeros
Cubo de Texturas 20×20
Tapete de texturas.
Instructivo
Tome el cubo de texturas y llame la atenci?n de su peque?o movi?ndolos suavemente en alguna direcci?n, provocando que les siga con la mirada (estimulaci?n ?culomotriz).
Muestre la cara de cada textura y d?gale al peque?o el color que le est? mostrando.
A edad temprana, los beb?s se la pasan el d?a con las manos cerradas (en pu?o) frote de la mu?eca hacia las puntas de sus dedos los lados del cubo de texturas, alternando texturas suaves o lisas contra texturas ?speras o duras; complementando lo anterior puede describir a su hijo la textura que est? sintiendo.
Las palmas de los pies tambi?n son un buen punto para dar masajes, pase el cubo de texturas en direcci?n de la punta hacia el tal?n y de regreso, luego pase solamente sobre los dedos, intentando pasar solo pos un dedo a la vez. Haga peque?os c?rculos conc?ntricos en el tal?n, en el empeine, en el arco y en los dedos.
Otra t?cnica es colocar la textura directo en la piel como si estuvi?ramos entintando un sello (solo que suavemente), tocando la piel y retirando el cubo de texturas.
Nosotros tambi?n podremos jugar con las diversas texturas e ir explorando las reacciones de nuestros peque?os para saber qu? le gusta, qu? le molesta, qu? le da seguridad, qu? curiosidad y qu? risa.
Al momento de cambiarle el pa?al es un momento ideal para aprovechar y dar masaje en las piernas, ya sea con las t?cnicas descritas anteriormente o pasando longitudinalmente el cubo de texturas en alguna de ellas por sus piernas desde la parte superior hasta los pies.
Despu?s del ba?o o en un cambio de ropa podemos aprovechar para dar masaje en pecho, panza y espalda. Es importante resaltar que la posici?n de boca abajo le es inc?moda, sin embargo hay que explorarla e ir prolongando los tiempos en que los ni?os pueden estar en esa posici?n. El masaje les ser? placentero y promover? que est?n un mayor tiempo boca abajo. Para ir aumentando el tiempo en esta posici?n, es imprescindible que respetemos y escuchemos, de manera en que si se muestran inc?modos, no prolonguemos mucho esta posici?n.
Para recuperar la movilidad de extremidades o en terapias de recuperaci?n de movilidad facial se pueden utilizar tambi?n este tipo de t?cnicas fomentando en el mismo tiempo el habla, ya sea que el terapeuta cuente una historia real o ficticia o a la inversa, que el que recibe la terapia est? hablando.
Puede lavar a mano en lavadora con jabones especiales para beb?s (neutro), para lo segundo, se recomienda colocar el cubo dentro de una funda de almohada (para evitar que se adhiera la pelusa de otra ropa) en ciclo delicado y dar un enjuague extra. Con detergentes convencionales use solo un cuarto de lo com?nmente usado y de un enjuague extra.

1 valoración en Cubo Texturas

  1. baguira

    Que bien la descripción del cubo de texturas, parece que falta darle una revisada la edición

Añadir una valoración

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.